El pijama es parte importante de nuestra rutina de sueño. Al igual que unas sábanas limpias nos relajan y nos ayudan a conciliar el sueño, un pijama con una textura suave protege nuestra piel durante la noche mientras dormimos plácidamente.

Como está en contacto directo con nuestra piel, es importante lavar el pijama con frecuencia ya que acumula ácaros y alérgenos del ambiente, así como restos de piel muerta de nuestro cuerpo. Los expertos recomiendan cambiar de pijama cada semana ya que así se evita la acumulación de bacterias. Lo explica la profesora Rally Bloomfield de la Escuela de Medicina e Higiene de Londres, que ha dirigido un estudio que aconseja no dormir más de 7 días seguidos con la misma ropa para evitar infecciones en la piel.

Elegir el mejor programa para lavar el pijama

Los pijamas más comunes son los de algodón, pero los hay más delicados, como los pijamas de seda o la franela. También últimamente se han empezado a utilizar otros tejidos como el poliéster u otros similares a los del forro polar. En función del tejido de tu pijama (¡recuerda revisar la composición!) deberás elegir un programa u otro.

Si tu pijama es de algodón, selecciona el programa Algodón de tu lavadora. Si es blanco, podrás poner una temperatura de entre 60ºC y 90ºC, sobre todo si está muy sucio. Si es de color, ponlo como máximo a 60ºC.

Para los pijamas de tejidos sintéticos, como el poliéster, el tejido polar, o la mezcla de algodón y poliéster, elige el programa Sintéticos de tu lavadora, ya que son prendas más delicadas y no se pueden lavar a más de 60ºC.

Para los pijamas de seda lo más recomendable es lavarlos con el programa Delicado / Seda ya que requieren un lavado especial, con un solo centrifugado a una velocidad bastante reducida para evitar que se dañe el tejido.

En caso de que tu pijama sea de franela, como muchos pijamas de invierno, es importante que lo cuides para que siga manteniendo su suavidad y no aparezcan bolitas. El programa ideal es el Mix, ya que está pensado para lavar tejidos de una resistencia media. Lo recomendable son unos 60ºC, suficiente para que desaparezcan las bacterias pero cuidadoso con el tejido, y un centrifugado de entre  600 y 700 rpm.

Elegir el mejor programa para lavar el pijama

Consejos de lavado

Además de elegir el programa adecuado es importante también tener otras cosas en cuenta cuando pongas la lavadora:

  • Revisar la etiqueta para comprobar qué cuidados requiere la prenda, tanto de lavado como de secado y planchado.
  • Lavar el pijama del revés para que el exterior de la prenda no se roce al centrifugar y así no aparecen bolitas ni daños en el tejido.
  • Poner la cantidad de detergente adecuada. Te aconsejamos que sigas las instrucciones del fabricante que aparecen en el bote, y pongas el detergente en el compartimento del cajetín marcado como un II.
  • Regular el suavizante. A todos nos gusta que las prendas tengan buen olor y estén suaves, pero si te excedes, puede que en el tejido quede suavizante que estará luego en contacto con nuestra piel. Además, la lavadora podría necesitar un aclarado extra, con el consumo añadido de agua y energía que eso conlleva.
  • Evitar lavar el pijama con prendas con cremalleras para evitar los roces que puedan dañar el tejido.

Con el pijama como nuevo, las sábanas limpias y suaves y un vaso de leche y galletas antes de ir a dormir solo te podemos decir, ¡buenas noches!

¿Te ha gustado?
Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

Mediante el envío de tus datos personales confirmas que has leído y aceptas la política de privacidad. Aviso legal

Sobre el autor

Sabemos que hay muchas cosas que no podemos contarte en un manual, por eso hemos abierto este blog. Te queremos ayudar a sacar el mayor partido a tus electrodomésticos con nuestros mejores trucos y consejos. Esperamos que preguntes lo que necesites, porque estamos a tu disposición para resolver todas tus dudas.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.