Si te gusta comer verduras fresas y recién cogidas del campo después de cultivarlas con mucho mimo, tenemos una noticia que te gustará. Ya no hace falta hacer kilómetros para disfrutar de los productos de la huerta, si quieres, puedes ser un hortelano sin moverte de casa.

En este post te vamos a contar cómo hacer un huerto urbano en una ventana o terraza aunque sea pequeña. Cultivar verduras, hortalizas, hierbas aromáticas, o flores comestibles ya no tiene ningún misterio.

Si te estás iniciando en la materia nuestra recomendación es comenzar cultivando plantas pequeñas que venden en semilleros en los viveros. Hazlo con tus hijos, se lo pasarán en grande. Si les haces partícipes de todo el proceso, les encantará ver cómo crecen, les gustará regarlas y ver cómo van naciendo las verduras.

Puedes plantarlo en maceteros o en unos cajones o mesas especiales que vienen preparados y encontrarás en cualquier superficie de jardinería. Utiliza un buen sustrato natural y abonos orgánicos. Es muy importante que la tierra drene bien, para que no se estropeen las raíces. También que vigiles las malas hierbas durante el crecimiento. Te recomendamos que las lleves a raya.

Elige un lugar muy luminoso ya que las plantas necesitan entre 5 y 6 horas de luz directa al día. Es importante que tengas claro las horas de luz que pueden recibir, porque dependiendo de esto es mejor elegir unas plantas u otras.

  • Plantas que necesitan mucho sol: tomates, pimiento, berenjenas, cebollas y pepinos.
  • Plantas que necesitan menos horas de sol: lechugas, guisantes, escarola, habas, acelgas o los puerros.
  • Plantas que resisten bien a la sombra: las hortalizas de raíz crecen bien aunque tengan poca luz, como los rábanos, las zanahorias, o remolacha.

Además del sol tenemos que tener en cuenta la facilidad de riego. Utiliza una regadera o manguera con poca presión para no dañar las plantas. Si hace mucho calor procura regarlas a diario. Sea como sea, riégalas cuando no les dé el sol, preferiblemente por la noche o temprano por la mañana. Debes saber también que las plantas en maceta, siempre necesitarán más agua que las sembradas directamente en suelo.

Cuando empiezan a crecer las hortalizas y verduras es importante que las vayas recolectando para dejar que el resto de la planta crezca con fuerza. Para conservarlas, ya sabes que no hay lugar mejor que el cajón HydroFresh de nuestros frigoríficos. Disfrutarás de ellas hasta el doble de tiempo.

Ponte manos a la obra y sé tú la envidia de los amigos. Ya verás qué satisfacción da recolectar tu verdura fresca y comértela. Todo te sabrá el doble de rico.

¿Te ha gustado?
Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

Mediante el envío de tus datos personales confirmas que has leído y aceptas la política de privacidad. Aviso legal

Sobre el autor

Sabemos que hay muchas cosas que no podemos contarte en un manual, por eso hemos abierto este blog. Te queremos ayudar a sacar el mayor partido a tus electrodomésticos con nuestros mejores trucos y consejos. Esperamos que preguntes lo que necesites, porque estamos a tu disposición para resolver todas tus dudas.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.