Existen muchas formas de instalar un congelador en casa, aunque seguramente ni siquiera te has planteado todas las opciones. En España es muy frecuente tener un frigorífico con el congelador integrado, ya sea encima o debajo De la nevera. Esta opción es adecuada si no dispones de mucho espacio en la cocina y quieres tener todos tus alimentos a mano, pero quizá te interese conocer otras posibilidades. En ese caso, ¡sigue leyendo!

Congelador integrado en el frigorífico.

Si prefieres tener un solo electrodoméstico con compartimento frigorífico y congelador, esta es tu mejor opción. Dispones de tres posibilidades:

1. Frigorífico combinado. El combi es muy común en los hogares españoles, debido a su comodidad y al espacio reducido que ocupa. En nuestro catálogo puedes encontrar combis de hasta 2 metros de altura y 70 cm de ancho. Estos modelos tienen frigorífico arriba y congelador abajo, cuya capacidad oscila entre los 60 y los 100 litros.

Frigorífico combinado con congelador en la parte inferior

2. Frigorífico de dos puertas. En este caso, el congelador está arriba. También es muy práctico, aunque suele tener menos capacidad, entre 60 y 80 litros aproximadamente. Nuestros frigos de dos puertas tienen hasta 1,85 m de altura y 70 cm de ancho.

Frigorífico 2 puertas con congelador arriba

3. Frigorífico americano. Se caracteriza por su gran capacidad, su espectacular diseño y, en muchos casos, su dispensador de agua y hielo. Los americanos tienen frigorífico y congelador, uno al lado del otro, y requieren algo más de espacio en tu cocina. Su congelador puede alcanzar los 200 litros de volumen útil.

Frigorífico americano, con el congelador

Congelador independiente del frigorífico.

Este tipo de congeladores pueden ser horizontales (como los grandes arcones que se utilizan en muchos comercios o restaurantes) o verticales. Un congelador vertical es más cómodo y fácil de instalar en cualquier hogar, tanto en libre instalación como en integración.

Puedes instalar tu congelador vertical junto al frigorífico, por parejas, o bien totalmente separado, incluso en una estancia distinta. En nuestro catálogo encontrarás frigoríficos y congeladores que combinan a la perfección entre sí para que puedas instalarlos juntos, tanto si los quieres integrables como de libre instalación.  El volumen útil de estos congeladores oscila entre los 200 y los 350 litros. Además, puedes encontrar modelos de 60 o 70 cm de ancho, con alturas entre 1,75 m y 1,90 m.

Instalar congelador vertical integrable para tener más espacio para los alimentos congelados

También puedes instalar este tipo de congeladores por separado, por si no dispones de tanto espacio en la cocina o si prefieres ponerlos en una bodega, por ejemplo.

Y una buena opción si quieres tener un frigorífico de una sola puerta, con mayor capacidad, pero no necesitas tanto espacio en el congelador, es este congelador bajo encimera. Encaja perfectamente en tu cocina como si fuese una lavadora o un lavavajillas, y al ser integrable ni lo notarás. Tiene una capacidad de 79 litros.

Congelador integrable bajo encimera

Y tú, ¿qué congelador tienes en casa? Regístralo en Mi Cuenta Bosch y consigue un iPad mini.

¿Te ha gustado?
Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

Mediante el envío de tus datos personales confirmas que has leído y aceptas la política de privacidad. Aviso legal

Sobre el autor

Sabemos que hay muchas cosas que no podemos contarte en un manual, por eso hemos abierto este blog. Te queremos ayudar a sacar el mayor partido a tus electrodomésticos con nuestros mejores trucos y consejos. Esperamos que preguntes lo que necesites, porque estamos a tu disposición para resolver todas tus dudas.

4 Comentarios

  1. Esther

    Queria poner un congelador vertical de 55de ancho pegado a la caldera que tengo en el lavadero. Me gustaria saber si esto es posible o puede ser peligroso.

    Responder
    • Tu equipo Bosch

      Hola Esther, gracias por contactar con nosotros. Entre la parte trasera del congelador y la pared debe existir una separación mínima de entre 15 y 20 milímetros para favorecer el intercambio de calor y no consumir más energía de la necesaria, además si dejas una rejilla por la parte superior la instalación será todavía mejor porque disipará mejor el intercambio de calor. También te recomendamos dejar como mínimo una separación de 3 cm con respecto al termo para que no se junte el foco de calor directamente con el congelador. Esperamos haberte ayudado. Un saludo.

      Responder
  2. Miguel Ángel

    Hola tengo poco espacio en la cocina, mi pregunta es , puedo poner un congelador Bosch de 85cm encima de un solo nevera bosch de 177cm, entre la Nevera y el congelador meteria una tabla. gracias y espero contestación, saludos

    Responder
    • Tu equipo Bosch

      Hola Miguel Ángel, gracias por contactar con nosotros. ¿Podrías indicarnos los modelos de los aparatos a los que te refieres, por favor? Empieza por E-nr y lo encontrarás en el interior. Estamos a tu disposición. Un saludo.

      Responder

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.