La fruta es un alimento que nos acompaña en todas las temporadas. Y la naturaleza es tan sabia que nos deja las frutas con más vitamina C, los cítricos, en la época de más frío.

Son frutas que refuerzan nuestro sistema inmunitario y aportan las propiedades que necesitamos en esta época del año para prevenir resfriados, catarros, gripe y otros achaques típicos de estos meses.

Pero no solo es la época de los cítricos, también las manzanas, peras, kiwis, piñas o chirimoyas son frutas de invierno.

Queremos que disfrutes de todas ellas y de sus beneficiosas propiedades y por eso hemos hecho una lista con las principales frutas de invierno con sus aportes nutricionales e ideas para tomarlas.

La naranja

¡La fruta de invierno por excelencia! Esta fruta pertenece a los cítricos y es famosa por su alto contenido en vitamina C. Tomarla en zumo o al natural ayuda a reforzar nuestras defensas y nuestro organismo cuando estamos resfriados. Es también un buen antioxidante para el organismo.

La manzana

La manzana, es después de los cítricos, la fruta que más se consume en invierno porque es la que se conserva mejor. ¡En los frigoríficos con cajón HydroFresh hasta el doble de tiempo! Además de su bajo aporte calórico y vitamina C, también contiene pectina, una sustancia que al entrar en contacto con el agua forma una gelatina que sacia nuestro apetito y nos ayuda a eliminar residuos del organismo.

La pera

Las peras contienen una gran diversidad de vitaminas entre ellas las vitaminas A, B1, B2, B3, C, E y K. A su vez son muy ricas en ácido fólico, cobre, fósforo, potasio, boro, calcio, hierro, magnesio, sodio y azufre. ¿Vas a comer una de postre hoy? También contiene mucha fibra, beneficiosa para aquellas personas con problemas de estreñimiento.

La piña

La piña, rica en vitamina C, además de contener muy pocas calorías es hasta un 85% agua. Esto quiere decir que te saciará y te mantendrá bien hidratada a la vez que con la vitamina C refuerza tu sistema inmunitario.

Además, contiene fibra que ayuda a regular el tránsito intestinal. También contiene propiedades antiinflamatorias, por lo que resulta muy beneficiosa en casos de artritis o gota.

La chirimoya

Aunque el origen de esta fruta se sitúa en América del Sur, en nuestro país y en la zona mediterránea está muy adaptada. Su componente mayoritario es el agua (hasta un 75%) y es una fuente de vitamina C. Destaca también su aporte de hidratos de carbono, entre los que predomina la glucosa y la fructosa y sus propiedades diuréticas.

Es importante consumir este tipo de frutas para reforzar nuestro sistema inmunitario y conseguir la fuerza necesaria para aguantar el frío invierno con sus resfriados y la gripe. También es recomendable mantenerlas bien conservadas. Lo conseguirás con el cajón HydroFresh de nuestros frigoríficos en el que se conservan hasta 2 veces más frescas.

¿Te ha gustado?
Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

Mediante el envío de tus datos personales confirmas que has leído y aceptas la política de privacidad. Aviso legal

Sobre el autor

Sabemos que hay muchas cosas que no podemos contarte en un manual, por eso hemos abierto este blog. Te queremos ayudar a sacar el mayor partido a tus electrodomésticos con nuestros mejores trucos y consejos. Esperamos que preguntes lo que necesites, porque estamos a tu disposición para resolver todas tus dudas.

2 Comentarios

  1. OceanOB

    Para cualquiera que esté leyendo este blog desde el mundo occidental y no tenga enfermedades adicionales, la ingesta de vitamina C no protege contra el resfriado.
    Una dieta normal ya la contiene en cantidad suficiente e ingerir más no tiene ningún efecto beneficioso sobre las defensas.

    Responder
    • Tu equipo Bosch

      Hola, muchas gracias por tu comentario. Lo tendremos en cuenta en futuras entradas de nuestro blog. Un saludo.

      Responder

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.