Camisas, pantalones, faldas, vestidos, ropa interior… Todo nuestro armario va a parar al cesto de la ropa sucia, y de ahí a la lavadora. Pero sigue habiendo algunos objetos que desconocemos que también se pueden lavar a máquina, como los bolsos. Así es, los bolsos están hechos a partir de fibras textiles igual que la ropa, por lo que la mayoría de ellos podrán meterse en la lavadora.

Eso sí, antes de proceder, tienes que seguir estos pasos: vacía por completo el bolso y comprueba que no queda nada en sus bolsillos. Después, deja las cremalleras y bolsillos abiertos para que la limpieza llegue a todas partes. Como los bolsos suelen tener cierres metálicos u otro tipo de aplicaciones, te recomendamos lavarlos dentro de una bolsa de rejilla para evitar enganchones. Para terminar, lee las indicaciones que aparecen en la etiqueta de cuidado, ¡y listo! A continuación, te contamos cómo tratar bolsos de los tejidos más habituales.

El algodón es la fibra textil más utilizada en todo el mundo, así que tendrás más de un bolso compuesto por él. Su limpieza no implica ninguna dificultad, pues es un tejido resistente a las altas temperaturas y a los centrifugados largos. En la lavadora puedes seleccionar el programa Algodón o Algodón Eco, y si no tienes uno especial, puedes usar uno de hasta 90ºC. En cualquier caso, antes de lavar comprueba su composición en la etiqueta, pues en muchas ocasiones el algodón se mezcla con otros materiales que pueden no soportar temperaturas tan elevadas.

Lavadora Bosch

Con el famoso denim o tejido vaquero, que es un tipo de algodón, tendrás que tener un poco más de cuidado. Para empezar, dale la vuelta al bolso. Después, selecciona un programa con prelavado para que no se formen rayas o marcas en el tejido y para mantener el color original durante más tiempo.

Si tu bolso es de cuero, ¡también podrás meterlo en la lavadora! Aunque te aconsejamos que no lo hagas con uno de mucho valor por si el resultado no es el esperado. También debes tener en cuenta que el cuero no sea de colores brillantes, pues podría perderlos. Igualmente, si tiene costuras delicadas o detalles muy elaborados, podrían acabar sufriendo algún daño.

Una vez elegido el bolso con las características adecuadas, dale la vuelta y mételo en la lavadora. Después, vierte ¼ de taza de jabón de Castilla (hecho a base de agua, sosa y aceite de oliva) en el cajetín. Deberás elegir un ciclo frío y el centrifugado más suave. Cuando haya acabado, saca el bolso lo antes posible para que la piel no esté demasiado tiempo en contacto con la humedad. Después, asegúrate de devolverle su forma original. A la hora de secarlo, no tengas miedo de meterlo en la secadora. Sólo asegúrate de hacerlo con el ciclo más suave. Para que quede como nuevo, vuelve a darle su forma y aplícale un producto específico para devolverle el brillo al cuero y protegerlo.

Lavadora y secadora Bosch

Si tu bolso es de piel sintética, tampoco tendrás problema en lavarlo en la lavadora. Al igual que en el caso anterior, debes utilizar un programa delicado. ¡En frío y prácticamente sin centrifugado no habrá problema!

Quizá lo tuyo sea una mochila para asumir todas las actividades del día. Y sí, también podrás librarte de su suciedad en la lavadora si así lo dice la etiqueta de cuidado. Si no la tiene, haz una prueba aplicando el detergente que vayas a usar sobre una pequeña parte de la mochila, y si reacciona bien, ¡adelante!  Antes de nada, asegúrate de que está completamente vacía. Ahora sólo tienes que elegir un ciclo suave a baja temperatura. Si tienes alguna de nuestras lavadoras, prueba el programa Microfibras, pensado para la ropa de exterior con recubrimiento de membranas y tejidos impermeables.

Para la bolsa del gimnasio, que suele componerse de fibras sintéticas como poliéster y nylon, elige el programa Sintéticos en tu lavadora. Son tejidos muy resistentes que pueden lavarse hasta 60ºC, y que eliminan las manchas muy fácilmente sin perder la apariencia del primer día.

 

Ahora que sabes que puedes meter tus bolsos en la lavadora, haz una limpieza general y lúcelos como el primer día.

¿Te ha gustado?
Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

Mediante el envío de tus datos personales confirmas que has leído y aceptas la política de privacidad. Aviso legal

Sobre el autor

Sabemos que hay muchas cosas que no podemos contarte en un manual, por eso hemos abierto este blog. Te queremos ayudar a sacar el mayor partido a tus electrodomésticos con nuestros mejores trucos y consejos. Esperamos que preguntes lo que necesites, porque estamos a tu disposición para resolver todas tus dudas.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.