A veces tu frigorífico puede dar algunos signos de alarma, pero aunque tú no lo sepas, puede tratarse de su funcionamiento normal o de pequeñas alteraciones de fácil solución.

Hoy vamos a darte algunas pistas sobre tu electrodoméstico y sus señales.

1. La temperatura real es muy distinta al valor ajustado en los controles. Lo primero que debes saber es que la temperatura más adecuada para el frigorífico es de 4ºC y de -18ºC para el congelador. Estas son las condiciones idóneas para la conservación y congelación de alimentos frescos.

Si observas que la temperatura real en el interior del compartimento no se corresponde con los ajustes, puede que sea suficiente con desconectar el aparato durante 5 minutos y volverlo a encender. Si a pesar de esto y pasadas unas horas no recupera su temperatura normal, es posible que necesite la intervención de un técnico.

2. No puedes abrir la puerta del congelador instantes después de cerrarla. Espera unos segundos y podrás abrirla, se debe al cierre hermético de la puerta.

3. La iluminación no funciona. Antes que nada comprueba que el pulsador, en caso de que tu frigorífico lo tenga, no esté atascado. Suele estar en la parte superior del marco, para que la puerta lo presione al cerrarse.

4. El panel de mandos tiene una baja iluminación. Es completamente normal cuando pasa un cierto tiempo sin que abras la puerta o toques ninguna tecla. Esto ocurre porque la pantalla se pone en modo de ahorro energético, pero volverá a iluminarse del todo cuando vuelvas a usar tu frigorífico.

Display frigorífico KGN36SB31

5. Alarmas. El frigorífico cuenta con alarmas acústicas que se activan en estos casos:

  • Cuando mantienes la puerta del frigorífico abierta durante más de 1 minuto.
  • Cuando la temperatura en el interior es demasiado alta. En este caso, la señal también es visual. Si la tecla “alarm” está iluminada, significa que la temperatura es elevada pero no hay riesgo de que los alimentos congelados se deterioren. Si la tecla parpadea, es posible que hayan empezado a descongelarse.

Puede ser que la alarma de temperatura se active sin que haya peligro de deterioro de los alimentos en estos casos:

  • Cuando pones en marcha el aparato y todavía no ha alcanzado la temperatura ajustada.
  • Cuando introduces grandes cantidades de alimentos frescos en el congelador, lo que contribuye a aumentar la temperatura del compartimento.
  • Cuando dejas la puerta del congelador abierta demasiado tiempo.

Para desactivar la alarma mientras está sonando, basta con que pulses la tecla “alarm”.

Frigorífico VitaFresh

6. ¿Qué hacer si la temperatura del congelador es demasiado alta? Lo normal es que no haya ningún problema grave con tu frigorífico. Esto puede pasar si has abierto la puerta del congelador con demasiada frecuencia, si has metido muchos alimentos frescos de golpe o si las aberturas de ventilación están obstruidas.

En caso de que la puerta del congelador haya permanecido abierta durante mucho tiempo, es posible que no sea capaz de volver a la temperatura normal. Si tu frigorífico es No Frost, quizá el evaporador se haya llenado de escarcha y no pueda eliminarla automáticamente. Si esto ocurre, tendrás que desescarcharlo de forma manual.

¿No sabes cómo? Encontrarás el modo de hacerlo en el manual de instrucciones. Registra tu frigorífico aquí para tenerlo siempre a la vista.

7. Ruidos. Ciertos ruidos son totalmente normales y están relacionados con el funcionamiento del frigorífico. Estos ruidos pueden ser:

  • Zumbido sordo: es el sonido normal de los motores cuando están funcionando.
  • Gorgoteo: se debe al movimiento del líquido refrigerante.
  • Clics: interruptores o válvulas que se conectan o desconectan.
  • Chasquidos: pueden escucharse cuando un frigorífico No Frost se desescarcha automáticamente.

En cualquier caso, si tienes alguna duda sobre el funcionamiento de tu frigorífico o sospechas que puede estar averiado, puedes llamarnos al 976 305 713. Puedes solicitar la visita de nuestro Servicio Oficial Bosch tanto por teléfono como a través de nuestra web.

Y para cualquier consulta, también puedes dejarnos un comentario aquí mismo.

¿Te ha gustado?

Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

 

Al introducir tu email, estás dando expresamente tu consentimiento a BSH ELECTRODOMÉSTICOS ESPAÑA, SA (en adelante, BSH-E) para que, como responsable, trate tus datos personales con la finalidad de enviarte newsletters con artículos del blog. Para la finalidad indicada BSH-E puede ceder tus datos a terceros proveedores de servicios. Tus datos se conservarán mientras se mantenga la suscripción o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales. En cualquier momento puedes retirar el consentimiento prestado y ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión, portabilidad de tus datos y limitación u oposición a su tratamiento dirigiéndose a BSH-E enviando un email a Data-Protection-ES@bshg.com o mediante comunicación escrita a BSH ELECTRODOMESTICOS ESPAÑA, SA Polígono Empresarial PLA-ZA, Ronda del Canal Imperial, nº 18-20 (Zaragoza) indicando la referencia “Protección de Datos” y el derecho que ejercitas. Política de privacidad