5 consejos para unas lentejas como las de tu madre.

Las lentejas son uno de esos platos que, como las verduras o el pescado, aprendes a amar de adulto. Es una de las recetas clásicas contra el frío y una de las joyas de nuestra cocina. Barato, delicioso y rico en hierro, hidratos de carbono y vitaminas, su preparación es sencilla, y en cada hogar se le da un toque propio. Aquí te dejamos algunos trucos Bosch para que no falles con “el rey” de los platos de puchero.

1. Elige el tipo de lenteja.

Existen diversos tipos, de distinto color, tamaño y dureza. Distinguirlos es fundamental para acertar con el tiempo de cocción. Las más habituales son pardina, verdina y rubia.

2. Lava las lentejas y selecciónalas.

Muchas lentejas suelen venir acompañadas de tierra o piedras. A veces no todos los granos son de la misma calidad, o vienen sin cáscara. Dedicarle 5 minutos a su lavado y selección puede marcar la diferencia en el plato.

3. ¡Ojo al remojo!

Según creativegan.net, poner a remojo las legumbres acorta el tiempo de cocción hasta un 90%, con lo que ahorramos tiempo y dinero. También elimina los oligosacáridos, taninos, el ácido pítico e inhibidores de tripsina, por eso el agua de remojo no debe ser usada para la cocción.
La cocción es lo más importante en todo guiso. Y para una buena cocción es necesaria una buena placa. Nuestras placas de inducción disponen de los últimos avances en eficiencia, seguridad y confort a la hora de cocinar. Ya que el cristal de la placa apenas se calienta, la limpieza es muy fácil y no te quemarás. Además, la tecnología de inducción es la más rápida y te ofrece una precisión de cocción que ninguna otra tecnología te pueda ofrecer. ¡Y te permiten almacenar recetas para que las lentejas te queden siempre igual de buenas!

4. Rectifica de sal y condimentos después de cocerlas.

5. Trucos de abuela:

Para evitar los gases es bueno añadir alguna especia digestiva como pimienta, comino, clavo o unos granos de anís.
¿Están muy líquidas? ¡No sufras! Aparta un par de cucharadas del guiso, y pásalas por la batidora. Añádelas de vuelta a la cazuela y le aportarán consistencia al plato.
Has seguido todos estos pasos, y aún así se te han pasado. ¡Pues hasta para eso tenemos solución! Conviértelas en unas deliciosas hamburguesas de lentejas: en RecetasVeganas tienes esta deliciosa y salvadora receta.

¿Te ha gustado?
Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

Mediante el envío de tus datos personales confirmas que has leído y aceptas la política de privacidad. Aviso legal

Sobre el autor

Sabemos que hay muchas cosas que no podemos contarte en un manual, por eso hemos abierto este blog. Te queremos ayudar a sacar el mayor partido a tus electrodomésticos con nuestros mejores trucos y consejos. Esperamos que preguntes lo que necesites, porque estamos a tu disposición para resolver todas tus dudas.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.