Hoy en día, para nosotros conservar los alimentos más tiempo de lo que durarían a temperatura ambiente es sencillísimo. Tanto como abrir la puerta del frigorífico y meterlos. Y si queremos que nos duren  mucho más, el proceso es tan simple como hacer lo mismo sólo que con un congelador . Pero lo que es un gesto totalmente cotidiano, no lo era tanto para nuestros antepasados.

Veamos qué hacían ellos para conservar sus alimentos… ¡y sintámonos afortunados de vivir en 2018!

  • Los primeros indicios de conservación de los alimentos son las cavernas: sitios cerrados, frescos y con ligeras corrientes de aire.
  • Al cabo del tiempo y para que los trozos de carne tardaran en descomponerse, los hombres de las cavernas decidieron aislarlos del ambiente que los rodeaba… ¡cubriéndolos de tierra! Esa técnica evolucionó hasta que empezaron a excavar fosas en las que luego meterían los alimentos.
  • Con el nacimiento de la agricultura se empezaron a construir los primeros graneros, especialmente para mantener los cereales a salvo de los roedores. Otro salto gigante fue la invención de la cerámica.
  • Los árabes introdujeron en la Península Ibérica el azúcar de caña. Hasta entonces lo habían estado empleando sólo para endulzar, pero aquí empezaron a usarlo como complemento para la conservación. La salmuera, las salazones y la manteca de cerdo también fueron utilizadas con el paso de los siglos.
  • Ya más cerca de nuestra época tendría lugar el sistema de conservas y la pasteurización.

Refrigeracion frigorifico

¿Y el frío?

Hemos visto que el frío se utiliza desde las cavernas. Pero en épocas posteriores, los hombres inventaron las neveras, grandes agujeros en la tierra llenos de nieve que funcionaban como… enormes neveras. ¡Incluso hasta subían la carne a los glaciares para que les durara más!

En 1834 un inventor americano, Jacob Perkins, ideó una máquina que generaba hielo por medio de la condensación de vapor. Idea que en ese momento no se aplicó a la conservación de la comida, aunque afortunadamente sí conoció otros usos, ya que varios doctores la utilizaron para rebajar la fiebre amarilla de sus pobres pacientes.

Pero pese a estar en plena Revolución Industrial, la verdad es que costó bastante sacar adelante un invento tan magnífico. Fue después de la introducción de dos componentes (éter dimetílico y trimetilamina) en 1876 que podemos hablar del frigorífico propiamente dicho y del todo adaptado para la conservación de los alimentos.

Pensamos en lo que hacían nuestros antecesores y nos parece imposible. Con tecnología punta en nuestra cocina, ¿a quién le apetece subirse a un glaciar? Los frigoríficos de Bosch van mucho más allá de los de toda la vida. Pues pueden hacer que los alimentos se conserven, en los  cajones VitaFresh Plus hasta el doble de tiempo que en un modelo convencional… ¡e incluso el triple de tiempo con la Zona VitaFresh Pro 0ºC!

Y mucho más. Ahora podemos regular de manera independiente hasta tres compartimentos de nuestro frigorífico gracias a la electrónica Premium TouchControl. Incluso el mismo frigorífico se puede regular automáticamente. Gracias a los sensores FreshSense, es el propio mecanismo el que controla que constantemente exista una temperatura regular. De este modo, el frigorífico puede actuar al margen del tiempo que lo rodee. Haga frío o calor fuera de él, la temperatura óptima queda asegurada en el interior. Una garantía de buena conservación de los alimentos.

Frigorificos con cajon vitafresh

Y no le quitamos mérito a la información que ofrece el sistema de fecha de caducidad de la comida, pero… ¿y si se nos ha olvidado? Pues para eso está Home Connect, que nos ofrece la posibilidad de controlar el frigorífico e informarnos del mismo vía app. Estemos donde estemos, gracias al modelo con cámaras integradas también podremos mirar tranquilamente el interior del frigorífico y ver si nos quedan huevos o leche. ¡Que ir hasta la cueva y el glaciar da mucha pereza!

¿Te ha gustado?
Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

He leído y acepto la Política de privacidad

Sobre el autor

Sabemos que hay muchas cosas que no podemos contarte en un manual, por eso hemos abierto este blog. Te queremos ayudar a sacar el mayor partido a tus electrodomésticos con nuestros mejores trucos y consejos. Esperamos que preguntes lo que necesites, porque estamos a tu disposición para resolver todas tus dudas.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 He leído y acepto la Política de privacidad.