En invierno es tiempo de guiso y cuchara, pero ahora que las buenas temperaturas han llegado, parece que nuestro cuerpo nos pide hidratarnos para prepararnos para el calor y nos apetecen platos más frescos y ligeros.

Si hace unos meses te contábamos cómo cocinar a baja temperatura unas judías estofadas, hoy este delicioso plato lo puedes reservar para el próximo invierno y dejar paso a cremas frías, y verduras y pescados al vapor.

Pescado al vapor

Además de esa necesidad que hemos mencionado de consumir platos más hidratantes, el calor también hace que nuestro sistema digestivo funcione más lento. Por lo tanto, una receta ligera facilitará este trabajo y conseguirá que nos sintamos mejor. ¡No hay sensación más desagradable que la pesadez después de comer!

Cocinar este tipo de platos es muy sencillo, pues en la mayoría de ocasiones no se recurren a procesos de cocción complejos. Eso sí, lo más difícil es encontrar el punto ideal y que no se quede excesivamente crudo. ¡Nosotros sabemos cómo conseguirlo! Y no, no es a ojo. Con nuestro robot de cocina AutoCook cocinarás de la manera más precisa y sabrosa.

AutoCook es una olla exprés eléctrica que cocina por inducción. Es decir, la opción ideal para todos aquellos que no tienen mucho tiempo para cocinar o que no tienen muchas nociones, pero que se preocupan por comer de forma saludable. Gracias a sus 16 programas predefinidos en tiempo y temperatura, no se te resistirá nada y podrás salir de la monotonía gastronómica que tanto te molesta. Podrás cocer al vapor, sous-vide, asar, cocer a presión, hornear bizcochos…

AutoCook de Bosch

¡Y es muy sencillo de manejar! Tienes que introducir los alimentos, seleccionar el programa adecuado, después elegir el tiempo de preparación y, a continuación, confirmar lo que has elegido. Gracias a su cocción a presión y su cocina programable, AutoCook es mucho más que una olla exprés.

Tienes que probarlo tú mismo, por eso te proponemos una receta de filetes de pescado al vapor sobre lecho de verduras, que se convertirá en uno de tus platos estrella durante la primavera y el verano. Al cocinar el pescado con esta técnica, no perderá ni su aroma ni su sabor naturales. Y lo más importante de todo: tampoco perderá minerales ni vitaminas, y como no se necesitan ni aceite ni mantequilla durante el proceso, el resultado es un plato sin nada de grasas. ¡Toma nota!

¿Te ha gustado?

Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

 

He leído y acepto la Política de privacidad. Al introducir tu email, das tu consentimiento a BSH ELECTRODOMÉSTICOS ESPAÑA, SA (en adelante, BSH-E) para que, como responsable, trate tus datos personales para enviarte newsletters con artículos del blog. Incluimos un enlace de baja en todas ellas. Puedes ejercer tus derechos de protección de datos enviando un email a Data-Protection-ES@bshg.com.