Puede que no te lo hayas planteado, pero ahora mismo ya no podrías vivir si una campana en la cocina. Eso de olvidarse de los humos y los olores mientras disfrutas preparando tus recetas favoritas es toda una bendición. Y gran parte de culpa de que esto ocurra la tienen los filtros de tu campana extractora, cuyo papel es fundamental a la hora de mantener el aire limpio. Por eso siempre que podemos hacemos hincapié en el hecho de tenerlos vigilados y limpios para que no se saturen.

Si los filtros antigrasa se saturan…

Pues solo tienes que limpiarlos. ¡Ojo! Estamos hablando de los de aluminio o acero, no confundirlos con los de carbón, que ésa es otra historia de la que hablaremos también. Aunque todo depende del uso más o menos intensivo que hagas de ella, nosotros te aconsejamos limpiarlos aproximadamente cada dos meses para no llegar al punto de que se saturen. Si esto ocurre, no te preocupes porque muchas campanas Bosch cuentan con indicador de saturación. Así no tienes ni que pensar en el tema.

Buenas noticias: la limpieza es realmente sencilla. Solo tienes que seguir las indicaciones del manual de instrucciones y decidir si los quieres lavar…

  • En el lavavajillas, que la consideramos la opción más cómoda. Lo más importante es no meterlos con el resto de la vajilla si están muy sucios y colocarlos en posición vertical para que no toquen el uno con el otro. En caso de que los limpies con más vajilla, evita que queden encajonados entre ella.
  • Si no tienes lavavajillas, o la suciedad está muy incrustada, puedes lavarlos a mano. Para que sea mucho más sencillo remoja los filtros de la campana en agua caliente con jabón durante un par de horas. A continuación, solo tienes que retirar la suciedad con un cepillo y enjugarlo. ¡Importante! No raspes. Si la suciedad se resiste solo tienes que repetir el paso 1 y 2 tantas veces como sea necesario.

Y más importante todavía: déjalos escurrir y, cuando estés seguro de que están secos, colócalos de nuevo en la campana. Y no olvides que puedes aprovechar para limpiar el soporte de los filtros de metal con un paño húmedo.

filtros campana extractora

¿Y si se saturan los filtros de carbón de una campana extractora?

Los filtros de carbón activo solo están presentes en las campanas instaladas en recirculación. Ya sabes: las que no tienen salida de aire al exterior. Cuando se saturan, no hay que limpiarlos. Debes cambiarlos siguiendo las instrucciones del manual de tu campana.

En el caso de los filtros de alta eficiencia, en Bosch te aconsejamos cambiarlos una vez al año, mientras que los regenerativos deberías meterlos al horno cada 4 meses (2 horas a 200ºC) para seguir utilizándolos. Recuerda que a través de la electrónica de tu campana Bosch puedes programarla para que te avise de que ha llegado el momento de cambiarlos o regenerarlos.

Tú mismo has podido comprobar que limpiar o cambiar los filtros de la campana extractora cuando se saturan no tiene mayor complicación. Y, como ventaja adicional, gracias al interior blindado puedes hacerlo con total seguridad, ya que no deja a la vista ni cables, ni aristas y garantiza una limpieza mucho más eficaz. ¿Te ha quedado alguna duda? ¡Nos la puedes preguntar en los comentarios!

¿Te ha gustado?

Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

 

He leído y acepto la Política de privacidad. Al introducir tu email, das tu consentimiento a BSH ELECTRODOMÉSTICOS ESPAÑA, SA (en adelante, BSH-E) para que, como responsable, trate tus datos personales para enviarte newsletters con artículos del blog. Incluimos un enlace de baja en todas ellas. Puedes ejercer tus derechos de protección de datos enviando un email a Data-Protection-ES@bshg.com.