La llegada del verano suele traer muchas cosas buenas.  Y la temporada alta de barbacoas es una de ellas, así que debes revisar que tus parrillas estén impecables y listas para vivir grandes días con amigos. Si la limpias correctamente, lograrás que la comida esté más deliciosa y, por supuesto, evitarás la acumulación de invitados indeseados como el óxido. En este artículo te damos algunos consejos para lograrlo fácilmente.

El consejo más importante sobre la limpieza de tu barbacoa

Te vamos a contar varias técnicas de limpieza perfectas para dejarla impecable. Y verás que en ninguna de ellas hablaremos de productos químicos corrosivos, limpiadores de hornos o, incluso, máquinas limpiadoras de alta presión. La razón ya te la puedes imaginar: hay que evitarlos a toda costa. No están indicados para esta tarea.

Técnicas de limpieza: la del chef profesional de las barbacoas

En este caso concreto, las altas temperaturas son las mejores aliadas para la limpieza de una BBQ. Los grandes expertos en la materia aprovechan el fuego para dejar que las parrillas se calienten sobre el calor intenso durante unos 5 minutos. De esta forma, los restos de comida que puede haber acumulados se queman y solo hay que retirarlos con un cepillo.

¿Todavía no te has hecho con uno? ¡Hazlo cuanto antes! Un verdadero amante de las barbacoas veraniegas debe tener a mano un buen cepillo para de mango alargado y cerdas firmes, al que también añadiríamos complementos ideales como los que mencionamos en este artículo.

Sí, el lavavajillas también es tu aliado

limpiar barbacoa en lavavajillas

Si eres de los que optimizan al máximo el tiempo y quieres dejar la parrilla limpia rápidamente, olvídate del viejo mito de que el lavavajillas es demasiado abrasivo para ellas. Estos son los pasos que tienes que seguir si quieres que este electrodoméstico se ocupe de todo:

  • Retira (igual que harías con los platos) los restos de comida con un cepillo y selecciona el programa de prelavado.
  • Colócalas en la zona inferior del lavavajillas y utiliza, preferentemente, la función intensiva de los modelos Bosch.

¡Pruébalo y nos cuentas el resultado! Descubre lo maravilloso que es disfrutar del postre con tus invitados mientras el lavavajillas se encarga de hacer el trabajo duro por ti.

 

Una tercera alternativa de limpieza

Tal y como te hemos avisado al principio, los productos de limpieza abrasivos no son aptos para dejar una barbacoa reluciente. Descartados entonces los químicos, una tercera opción más casera es usar vinagre.

El procedimiento es tan fácil como todo lo que has leído hasta ahora: vierte dos tazas de vinagre en una botella rociadora y añade otras dos tazas de agua. Rocía con la mezcla la parte superior e inferior de las rejillas y dejar secar, al menos, 10 minutos. Mientras tanto, vacía la botella y rellena otra vez, aunque solo con vinagre. Rocía en un poco de papel de aluminio y úsalo para realizar la limpieza de la parrilla.

Si has llegado a este punto, ya conoces los mejores trucos para limpiar tu barbacoa y dejarla lista para disfrutar de ella en cualquier momento. Recuerda que te estamos esperando en las redes sociales y que, si quieres, puedes compartir tus momentos con nosotros. ¡Etiquétanos en Instagram!

¿Te ha gustado?

Suscríbete a nuestro newsletter y semanalmente recibirás en tu correo nuestros mejores post.

 

He leído y acepto la Política de privacidad. Al introducir tu email, das tu consentimiento a BSH ELECTRODOMÉSTICOS ESPAÑA, SA (en adelante, BSH-E) para que, como responsable, trate tus datos personales para enviarte newsletters con artículos del blog. Incluimos un enlace de baja en todas ellas. Puedes ejercer tus derechos de protección de datos enviando un email a Data-Protection-ES@bshg.com.